CONGRESO NACIONAL: el Dip. Bazze busca dar marco legal a los trasplantes renales cruzados

[24-4-15] El diputado nacional Miguel Bazze (UCR – Buenos Aires) presentó un proyecto de ley para crear el “Programa Nacional de donación renal cruzada”, cuyo objetivo es “ofrecer a la sociedad y a los pacientes con insuficiencia renal crónica la posibilidad de donación y trasplante de riñón de donante vivo en aquellos casos en que no existe compatibilidad entre donante y receptor”.

Esta iniciativa permite agilizar el proceso de donación y darle un marco legal a este problema que viven miles de argentinos, quienes dependen en la actualidad de una autorización judicial, con la pérdida de valioso tiempo que estos procesos generan. Ante esta necesidad de la población, la UCR ya había presentado, a través del diputado Jorge Alvarez, un proyecto de similares características en el Congreso, iniciativa que perdió estado parlamentario por la negativa a tratarlo por parte del oficialismo.

“De esta manera pretendemos atender mejor las necesidades de la lista de espera para trasplante renal, reduciendo los tiempos de espera en general y aumentando las posibilidades de una opción terapéutica con mejores resultados en supervivencia y rehabilitación”, dice el proyecto en sus fundamentos.

En el proyecto de Bazze se explica que “según datos manifestados en la Memoria del año 2013, publicada por el INCUCAI, ingresan aproximadamente 6.000 personas por año a un tratamiento de diálisis crónica, de los cuales, solo se trasplantan 1.200 pacientes”.

Propone “modificar el artículo 15°, de la Ley Nacional 24.193 y crear el Programa Nacional de Donación Renal Cruzada en el marco de las funciones previstas del INSTITUTO NACIONAL CENTRAL ÚNICO COORDINADOR DE ABLACIÓN e IMPLANTE (INCUCAI)”.

El mismo, en su primer párrafo establece que “sólo estará permitida la ablación de órganos o tejidos en vida con fines de trasplante sobre una persona capaz mayor de dieciocho (18) años, quien podrá autorizarla únicamente en caso de que el receptor sea su pariente consanguíneo o por adopción hasta el cuarto grado, o su cónyuge, o una persona que, sin ser su cónyuge, conviva con el donante en relación de tipo conyugal no menos antigua de tres (3) años, en forma inmediata, continua e ininterrumpida. Este lapso se reducirá a dos (2) años si de dicha relación hubieren nacido hijos”.

“En los casos que la prueba de histocompatibilidad impida el trasplante de riñón y riñón/páncreas combinado, entre los parientes enunciados en el párrafo anterior, se permitirá la donación y recepción de donantes que se encuentren debidamente inscriptos en el Programa Nacional de Donación Renal Cruzada”, dice.

“La cantidad de trasplantes con riñón(es) de donante cadavérico en la población argentina aumentó desde 591 en 2004 hasta 880 en 2013 (51% de crecimiento numérico) y los realizados con donante vivo relacionado aumentó desde 174 en 2004 hasta 399 en el último año evaluado (más del 100% de crecimiento numérico). En definitiva la cantidad de trasplantes renales (ambos tipos) creció numéricamente el 60% en 9 años, comenzando con 765 en 2004 y finalizando en 1279 en 2013”, explica el proyecto.

Indica que “se observa que lejos de llegar al número de los trasplantes cadavéricos, los realizados con órgano de donante vivo si bien crecieron no llegan a los números esperados. Contrariamente a lo que sucede en Argentina, existe una tendencia en países desarrollados de utilizar como donantes a las personas vivas, entre otras razones debido a la importante disminución en la procuración cadavérica por mayor prevención de accidentes viales”.

En el proyecto se brindan muchos datos sobre donaciones y como ejemplo señala que “en EEUU, España y Perú se implementó con éxito la donación renal cruzada. En EEUU se incorpora “la figura” del donante altruista (es decir, el que dona por generosidad), lo cual permite ampliar aún más las posibilidades de donaciones”. “El caso de España, el primer trasplante renal cruzado tuvo lugar en el año 2009. En los 4 años subsiguientes se han realizado un total de 51 operaciones de este tipo, logrando en el año 2013 realizar 26 operaciones.

Del análisis de los datos arrojados por lo sucedido en España observamos que no es sencillo poner en marcha un programa de este tipo”, finaliza.

FUENTE:
DIPUTADOS.UCR.ORG.AR