LA LIBERTAD E IGUALDAD SIGUEN SIENDO LA GUÍA DE NUESTRA ACCIÓN POLÍTICA

La UCR celebra su 122 aniversario manteniendo firmes sus acciones políticas, cuyos fines reafirman sus principios fundacionales.

Desde la presidencia de Juarez Celman, el radicalismo nacido en la defensa de la honestidad republicana, combate la corrupción en el Estado. Hoy, las autoridades partidarias y los bloques de diputados y senadores denuncian, ante la sociedad y la justicia, a los miembros del gobierno que se apropian de los dineros públicos. Y la Auditoria General de la Nación controla y señala los actos de corrupción que afectan a los argentinos.

La corrupción hiere y mata. En defensa de la vida la UCR denuncia a los funcionarios que se corrompen como así también enfrenta los proyectos enviados por el gobierno que buscan modificar las reglas del control institucional de los gobernantes. Su lucha por gobiernos decentes se manifiesta en iniciativas sobre transparencia que sostiene en clara lucha política con el actual gobierno peronista .

Los principios republicanos que se sostuvieran en sus orígenes, son defendidos a capa y espada. Esto se refleja en la acción llevada adelante para impedir la reforma de la Constitución Nacional. Así, la UCR convocó a senadores y diputados de otros partidos con representación parlamentaria para impedir la re-reelección presidencial.Pregona continuamente la unidad de los argentinos, de sus representaciones sociales y políticas en la defensa de la garantía de nuestros derechos: la independencia del Poder Judicial y la forma republicana y democrática de gobierno.

Luego de estos 122 años de vida el radicalismo afronta su responsabilidad histórica habiendo promovido la construcción de coaliciones competitivas en cada provincia en orden a construir un proyecto político que asegure la república en lo inmediato y sirva a la alternancia en el 2015.

La construcción de ciudadanía es una asignatura pendiente. El retroceso iniciado en 1966 empezó a ser revertido en 1983. Las gestiones de Menem y de los Kirchner con sus populismos conservadores de distinto discurso ideológico nos hicieron volver atrás nuevamente. El proyecto de la alternancia requiere que la búsqueda de la ampliación y el mejoramiento de la ciudadanía se integre a su programa.

Los partidos políticos no son históricos porque cumplen años sino porque se recrean históricamente para servir a las causas que le dieron origen.

FUENTE:
WWW.UCR.ORG.AR